Desempeño ambiental Manuel Rodriguez

Desempeño ambiental del sector palmero en Colombia

Autores: Manuel Rodríguez Becerra y Bart van Hoof
Edición: Patricia Bozzi-Ángel

Año de publicación: 2005 
Fuente: FEDEPALMA
ISBN: 958-97626-4-6

Este libro, publicado en 2004, busca contribuir a la orientación de las estrategias de sostenibilidad ambiental y social, así como las de competitividad del sector agroindustrial de la palma de aceite. A partir del diagnóstico de su desempeño ambiental, con una perspectiva histórica (algo así como lo bueno, lo malo y lo feo de esta agroindustria desde que se inició en los años 50) se hacen un conjunto de recomendaciones para colocarla en una senda robusta de sostenibilidad socio-ambiental.
La evaluación del sector que realizamos conjuntamente con Bart Van Hoof, surgió de una iniciativa de James Mesa, Presidente de Fedepalma, quien me señaló que a su juicio, diez años después de aprobada la Ley 99 de 1993, este registraba sustantivos avances en su gestión ambiental. Y me recordó que como ministro yo lo convoqué a una reunión en la cual le mostré que este sector exhibía un desempeño ambiental negativo a principios de los años noventa. Como condición para adelantar la evaluación que dio lugar a este libro solicité que tuvieramos total independencia, un punto que aceptó James Mesa. Como coordinador del proyecto desde Fedepalma tuvimos la fortuna de contar con Miguel Ángel Mazorra Valderrama (QEPD) un técnico altamente calificado y un ambientalista a carta cabal.

Entre otras, se evaluó el panorama de la agroinclustria de la palma de aceite en Colombia frente a los impactos ambientales de los cultivos y de los procesos de fábrica. Encontramos que, tal como me aseguró J Mesa, se habían hecho importantes y cuatificables avances en la gestión ambiental pero que de todas formas había muchos retos que enfrentar. Y señalamos que el gran reto del sector es el de incorporar el tema ambiental como parte del “corazón” de su negocio: “alcanzar este reto implica que las empresas palmeras colombianas deberán adoptar un enfoque más proaclivo, más allá del cumplimiento de la normatividad . La asimilación de este enfoque proactivo implica desarrollos en difrentes campos tanto por parte de las empresas individuales, como del sector, através de Fedepalma y Cenipalma.”